La fiscalía de España la investiga por fraude fiscal — Shakira

Posted Diciembre 08, 2018

Los abogados de Shakira también hacen hincapié en el hecho de que la propia Agencia Tributaria habría reconocido en el informe que no hay pruebas concluyentes que demuestren que la cantante pasó más de la mitad de cada uno de esos años en territorio español, lo que establece la ley tributaria para determinar que un individuo es oficialmente residente a efectos fiscales y, por tanto, que ha de declarar todos y cada uno de los rendimientos de su trabajo.

Shakira en filmación del video Clandestino con Maluma.

En sus explicaciones a Hacienda, Shakira dijo que residía en Bahamas, donde en 2004 compró una casa con su expareja Antonio de la Rúa.

El comunicado afirma que "ha cumplido en todo momento con sus obligaciones tributarias y no debe ninguna cantidad a la Hacienda española". Es que La Agencia Tributaria española concluye que debió pagar sus impuestos en España entre 2012 y 2014.


Hace unos días, la defensa presentó un escrito ante la Fiscalía de Delitos Económicos de Barcelona en el que alegaba que la artista colombiana estaba al día de sus pagos con Hacienda y pedía el archivo de las diligencias abiertas en su contra.

Por el momento, la Físcalia está investigando si la residencia de la artista entre los años 2011-2014 era en España y no en un país diferente, como ha explicado la cantante.

La colombiana alega que ella ha realizado los pagos correspondientes en relación a la deuda fiscal para el período de 2011, lo cual asciende a $20 millones de euros.

A partir de las conclusiones de Hacienda, la Fiscalía abrió una investigación hace un año y se prevé que en breve tome la decisión de querellarse por delito fiscal o archivar el caso.


Según el comunicado, Shakira siempre ha actuado siguiendo el criterio y las recomendaciones precisas de la firma Pricewaterhouse (PwC), quienes fueron sus asesores desde el 2012. Entiende Shakira que "se trata de un caso único al ser una ciudadana extranjera en España cuyos ingresos proceden en su práctica totalidad (96%) del extranjero".

Pero la artista sí tendría que responder ante la justicia por 14.5 millones presuntamente defraudados durante los tres ejercicios siguientes.

Hasta 2015, señala el comunicado de la cantante, Shakira "pasaba largas temporadas con sus hijos en otros países y singularmente en Estados Unidos, de donde procede la mayor parte de sus compromisos laborales". La oficina de comunicación expresa además la "disposición absoluta" de la cantante a colaborar con Hacienda para "solucionar las diferencias de criterio" y destaca que su conducta tributaria "ha sido intachable en todos los países en los que ha tenido que tributar".