El Gobierno de Venezuela tacha de "infames" las declaraciones Juncker

Posted Octubre 27, 2018

La UE ya expresó a mediados de octubre, tras una reunión de cancilleres europeos, su voluntad de crear un grupo de contacto para facilitar una solución política en Venezuela, con el apoyo también de actores regionales, pero descartó que esto fuera una mediación.

"Entre estas medidas deben presentarse resultados genuinos de lucha en contra de la impunidad, aclarando las autorías materiales y sobre todo intelectuales de estas múltiples y constantes agresiones, para así contribuir a la construcción de una paz duradera y sostenible", dijeron.

Mogherini, a quien el movimiento opositor Colombia Humana pidió que "exija" al presidente colombiano que implemente lo pactado en el acuerdo de paz entre el Gobierno de su predecesor, Juan Manuel Santos, y las FARC y que haga un seguimiento del dinero aportado por el Fondo Fiduciario para la Paz, dijo que "hay completa transparencia" en este ámbito.


La nueva resolución de la Eurocámara sobre la situación en Venezuela llega un día después que el titular de la Comisión Europea, Jean-Claude Juncker, llamara a llevar a Maduro ante la justicia internacional, tras reunirse con el presidente colombiano, Iván Duque.

De otro lado, el alto funcionario de la Comisión Europea hizo un reconocimiento a los enormes esfuerzos que hace el Gobierno de Colombia para enfrentar la crisis migratoria venezolana, que –consideró– es de una magnitud tal que no se compara con la que han tenido que afrontar los países de Europa. El número de refugiados que está acogiendo no es una pequeña contribución.

Juncker dijo que Colombia y la UE "nadan en la misma dirección" en relación a Venezuela. "Imaginemos por un segundo que Colombia se hubiese rehusado a recibir a estas personas, la catástrofe en Venezuela sería mucho más dramática", expuso.


"Esto es ahora un asunto para el sistema de justicia internacional".

Desde Roma el presidente Duque declaró, "voy a pedirle a otros gobernantes con los que tendremos encuentros que miren la actitud valiente que ha tomado también el presidente de Francia, Emmanuel Macron o el primer Ministro de Canadá Justin Trudeau, para acompañarnos en la denuncia ante la Corte Penal Internacional".