Enviaron un paquete bomba al restaurante de Robert De Niro

Posted Octubre 26, 2018

Estos sucesos se producen después de que se hayan detectado desde ayer otros paquetes enviados Obama y a la exsecretaria de Estado Hillary Clinton, así como al financiero y filántropo Georges Soros y a la cadena de televisión CNN, entre otros.

Medios estadounidenses informaron que en el estado de Delaware había sido interceptado un paquete sospechoso dirigido a Biden.

El Departamento de Policía de Nueva York informó que estaba respondiendo a reportes de un paquete sospechoso en Tribeca, pero no mencionó a De Niro.

El paquete tiene el mismo empaque, sellos y la misma dirección de remitente de los enviados este miércoles a prominentes demócratas y al edificio de CNN en Nueva York.


Policía de Nueva York removió paquete explosivo dirigido al actor estadounidense, Robert De Niro.

Cabe destacar que De Niro, al igual que otras figuras del mundo del espectáculo, es un ferviente crítico del presidente de los Estados Unidos, Donald Trump y sus políticas, y este hecho podría tratarse de una táctica intimidatoria para censurarlo.

Varios políticos demócratas calificaron las amenazas como un síntoma de la retórica promovida por Trump, que a menudo es severo y usa términos derogatorios contra sus adversarios políticos, especialmente demócratas, y contra la prensa que lo cuestiona o contradice.

Los paquetes con explosivos de esta semana llegaron en pleno apogeo de la nación, que se prepara para las elecciones del 6 de noviembre. Son vistas como un referendo para el mandatario y el gobernante Partido Republicano.


"Alguien está tratando de intimidar".

La Policía neoyorquina se ha llevado el artefacto en un vehículo especial destinado al transporte de explosivos a unas dependencias en las que analizarlo.

El exdirector de la CIA John Brennan, uno de los blancos de los explosivos enviados por correo, declaró que el presidente Donald Trump debe dejar de mentir y reconocer que su propia retórica es la que está causando rabia y descontento en la sociedad. Pero acto seguido, el mismo mandatario volvió a culpar a la prensa por lo sucedido.

El Departamento de Policía de Nueva York dijo el jueves que el reporte apuntaba al vecindario Tribeca en Manhattan.