Argentina, en vilo por la legalización del aborto

Posted Agosto 09, 2018

Omar Perotti llegó a la sesión de este miércoles por el debate de la despenalización del aborto como el único senador indefinido. La Plaza de los Dos Congresos, ubicada frente al Parlamento, quedó dividida en dos: de un lado el sector "verde", el color que identifica a los defensores del aborto legal, y el "celeste", usado por quienes están en contra.

El senador opositor Pedro Guastavino, presidente de la Comisión de Justicia del Senado, calificó la discusión de histórica y la comparó con las que derivaron en la aprobación del divorcio en los años 80 y del matrimonio igualitario hace ocho años.

Las calles en Argentina rebosaban de emoción en junio, cuando la mayoría de los legisladores aprobaron el proyecto de ley después de una votación muy reñida que duró 23 horas.

A horas de que la Cámara de Senadores debata el proyecto de ley para la legalización del aborto -luego de obtener media sanción en Diputados-, las autoridades decidieron adelantar el debate: comenzará a las 9.30 y no a las 10.30, como estaba previsto. "Pero en Argentina el acceso al aborto sigue siendo ilegal y está limitado sólo a los casos en los que hay riesgo para la vida o la salud de la persona embarazada o cuando el embarazo es consecuencia de una violación".


"El #8A nos hermanamos para apoyar a nuestras compañeras argentinas en su lucha por el Derecho al Aborto Legal, Seguro y Gratuito", detallan en la descripción del evento.

La propuesta de Crexell, quien había dicho en un principio que se iba a abstener al momento de votar, abrió una posibilidad más para los legisladores "verdes", que durante los últimos días buscaron diversas maneras de sumar votos y evitar que un rechazo llano al proyecto lo deje desactivado hasta el año próximo.

Destacaron que muchas mujeres abortan en condiciones clandestinas, lo que conlleva problemas de salud y las criminaliza.

Anadón indicó que las feministas no están de acuerdo con una tercera alternativa que intenta abrirse paso en el Senado -entre el rechazo y el apoyo a la iniciativa- consistente en la introducción de algunos cambios en la versión aprobada por los diputados.


Los "pañuelazos", las manifestaciones populares que se realizan en Argentina tanto a favor como en contra del aborto, se han extendido fuera de fronteras.

Sin embargo, quienes promueven la legalización del aborto se muestran confiados en que ésta se aprobará "tarde o temprano".

La organización Unidad Provida es una de las ONGs que está en contra del aborto y están también en la calle marchando en contra de esta ley.

Cada año, aquí se practican alrededor de 450 mil abortos y se registran casi 49 mil internaciones derivadas de complicaciones en abortos clandestinos, un promedio de 135 diarias, lo que se evitaría si se legalizara el aborto a través de pastillas, ya que así no se requiere ingreso hospitalario.