La oposición nicaragüense anuncia paro nacional [Internacional]

Posted Julio 09, 2018

En la "Marcha de las Flores", que concluyó en esa rotonda, participaron miles en reclamo de justicia por una veintena de menores entre los más de 220 muertos en dos meses y medio de violentas protestas.

Según organismos de derechos humanos independientes, más de 309 personas murieron desde entonces, aunque el Gobierno solo reconoce 47.

Un equipo de AFP pudo ver cuando el muchacho cayó con el impacto de bala y fue llevado de urgencia al hospital, donde murió pocas horas después.


Al inicio de las marchas, se registró una serie de disparos contra una barricada en la Universidad Nacional Autónoma de Nicaragua (UNAN).

La última vez que el Gobierno citó al oficialismo para una marcha paralela a la de los nicaragüenses manifestantes fue el pasado 30 de mayo, Día de las Madres en Nicaragua, con resultado de unas 20 personas muertas en tiroteos. Esta violencia es irracional y ha provenido de las unidades antimotines de la Policía y sobre todo, de grupos de choque integrados por jóvenes afines al régimen de Ortega, dijo el padre Hernández Pico.El deterioro del sistema democrático en Nicaragua es evidente, dijo el sacerdote jesuita; quien espera que Ortega y Murillo dejen el poder, ojalá ello sea un signo de cambio y de respeto a una población que desea paz, justicia y libertad, valores que un día fueron parte de la Revolución sandinista, hoy traicionada por los Ortega Murillo y sus seguidores, concluyó el padre Juan Hernández Pico.

Entre las muertes de menores que han conmocionado al país están la de un bebé de cinco meses, calcinado en el incendio de su casa, y otro de un año, por un disparo en la cabeza en una calle de Managua, ambos casos atribuidos por sus familias a fuerzas del Gobierno.


"Nosotros ya tenemos años de estar acá buscando trabajo, buscando ayuda, buscando albergue, preparémonos para sensibilizarnos porque nosotros en algún momento también lo necesitábamos, seamos solidarios, mantengámonos unidos esta noche", expresaba un nicaragüense en la Plaza Obelisco.

"Es urgente e imperativo parar la represión y las detenciones arbitrarias, así como las nuevas formas de violaciones que están siendo identificadas", comentó Antonia Urrejola, relatora para Nicaragua en la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH). Pese a los intentos de diálogo, los sectores de oposición siguen bloqueando carreteras y manifestándose para exigir la renuncia de Daniel Ortega y la democratización del país.

El gobierno responsabiliza a "delincuentes".