Recomiendan vacunarse antes de viajar a Brasil — Fiebre amarilla

Posted Enero 23, 2018

"En este momento no estamos hablando de un brote, estamos hablando de un aumento de incidencia contenido en esos estados", dijo el martes en una rueda de prensa el secretario ejecutivo del Ministerio de Salud, Antônio Nardi.

En esta ciudad, situada en los alrededores de la capital paulista, la demanda por la vacuna se ha multiplicado en los últimos días después de que se corriera la voz de que los centros de vacunación tienen dosis de sobra. "Ya se pidieron más dosis al laboratorio Sanofi-Pasteur y se va a reponer a fines de febrero", indicaron. Una demanda irracional de vacunas puso en riesgo su disponibilidad para quienes sí la necesitan.

Los mayores de 60 años tienen más riesgo de reacciones adversas potencialmente graves con la vacunación, por lo que no se recomienda la misma y se extenderá un certificado de exención para presentar ante las autoridades sanitarias que lo requieran.

De acuerdo con esta institución, enfermedades neurológicas como meningoencefalitis (inflamación que envuelve el cerebro) o el síndrome de Guillain-Barré pueden ocurrir en un caso por cada 100.000 dosis de vacunas aplicadas.


Los síntomas de la enfermedad son parecidos a los del dengue, como fiebre, dolor de cabeza, escalofríos, dolor muscular generalizado, y con su evolución puede causar infección en el hígado y en los riñones, pudiendo provocar ictericia, falla renal, hemorragia y vómito oscuro. Es importante la utilización de repelentes, ropas claras, de mangas largas y pantalones largos.

Lo ideal es aplicarse la vacuna por lo menos 10 días antes del viaje, y se hace especial énfasis en aquellos turistas que tengan dentro de sus vacaciones recorrer áreas naturales.

Antes de llamar a fijar fecha es necesario realizar una consulta médica para evaluar las posibles contraindicaciones de la vacuna. Ese es el caso de los mayores de 65 años, menores de dos años, embarazadas o personas con enfermedades crónicas.

Además, la ministra destacó que "desde 2016 la vacuna contra la fiebre amarilla se aplica una vez en la vida".


Jueves de 8 a 12 en el vacunatorio del Hospital Rawson.

Argentinos hacen largas colas para ser vacunados contra la fiebre amarilla, en pleno inicio de verano y con maletas listas para viajar a Brasil. La información fue rápidamente difundida por medios y redes sociales.

Los sectores del país vecino más propensos a la fiebre amarilla y a los que se recomienda viajar vacunado son "San Pablo, Río de Janeiro, Espíritu Santo, Salvador de Bahía y Minas Gerais".

Considerando que dicha ciudad es uno de los destinos turísticos elegidos por los jujeños, a raíz de las facilidades que permitió la conectividad aérea, desde el Ministerio de Salud de la provincia recomendaron vacunarse con diez días de anticipación al viaje.