Terminaron con éxito protocolos para cese el fuego bilateral con ELN — Gobierno

Posted Octubre 02, 2017

El jefe del equipo negociador del Gobierno en el proceso de paz con el ELN, Juan Camilo Restrepo, dijo el sábado que se le pidió al grupo guerrillero que durante la tregua deje en libertad a las personas que tiene secuestradas. Desde su creación, en 1964, este grupo armado nunca había concertado una tregua con el Estado.

"Hoy 29 de septiembre les ordeno a todas las tropas cesar todo tipo de actividades ofensivas para cumplir cabalmente con el cese bilateral del fuego que se ha pactado con el Gobierno y el ELN y que deberá entrar en vigencia el domingo", dijo Rodríguez en un video difundido en Internet.

Igualmente, los 46 ataques al oleoducto Caño Limón Coveñas durante el presente año, afectando los ecosistemas aledaños al rio Catatumbo, dejan un sabor amargo sobre la credibilidad del mismo.


El gobierno de Colombia y las FARC firmaron un acuerdo de paz en noviembre de 2016.

Tras la declaración de Gabino, Santos impartió igualmente la orden a las Fuerzas Armadas de plegarse al pacto. "Y por supuesto deben cesar toda acción ofensiva contra nuestras fuerzas armadas y de policía", advirtió el mandatario en un mensaje público.

A su vez, el Gobierno se compromete a fortalecer la protección de líderes sociales y defensores de los derechos humanos, a mejorar las condiciones de los miembros del ELN en prisión y a aplicar normas relacionadas con la despenalización de la protesta social.


El presidente de Colombia, Juan Manuel Santos, firmó el decreto con el que se hace oficial el alto el fuego bilateral con la guerrilla del Ejército de Liberación Nacional (ELN), que iniciará el próximo domingo y se extenderá hasta el 9 de enero de 2018 y que podrá ser prorrogado.

Alias "Gabino" quien se dirigió a Colombia y a la comunidad internacional, señaló que desde el inicio de las conversaciones de paz con el Gobierno, el ELN insistió en la urgencia del cese al fuego bilateral para aliviar a los colombianos más vulnerables, especialmente a la población que habita en las zonas de conflicto. Los cruentos enfrentamientos que, además de las guerrillas, han involucrado a paramilitares, narcotraficantes y agentes estatales, han provocado al menos 7.5 millones de víctimas, cifra que incluye a los desplazados. En tanto que la Iglesia Católica adelantará su rol de acompañamiento al mecanismo desde 20 diócesis.

"Este mecanismo tendrá como función prevenir e informar sobre los incidentes que pongan en riesgo el acuerdo".


Analistas han advertido sobre el desafío que supondrá para el ELN el cumplimiento de este compromiso sin precedentes.