Donald Trump acusó al ex director del FBI de ser un "cobarde"

Posted Junio 12, 2017

Senadores republicanos y demócratas exhortaron ayer al presidente Donald Trump a difundir las grabaciones que pudieran existir de una conversación privada que sostuvo con el exdirector del FBI, James Comey y lo alentaron a testificar ante el Senado. Totally illegal? Very 'cowardly!' "¡Muy cobarde!", escribió Trump ayer en un tuit.

De acuerdo con informaciones de medios locales, Comey le comentó al Comité de Inteligencia del Senado en una sesión a puerta cerrada que Sessions habría tenido una tercera reunión -hasta ahora desconocida- con el embajador ruso de Estados Unidos, Sergei Kislyak.

En su audiencia ante el Comité de Inteligencia del Senado, Comey dijo que Trump expresó su deseo que el FBI acabara con la investigación al ex asesor de seguridad nacional de la Casa Blanca Michael Flynn, algo que tomó como una orden, lo que desató especulaciones sobre una posible acusación de obstrucción a la Justicia.

Comey también reconoció haber filtrado a la prensa notas personales sobre sus conversaciones con el presidente.


Comey señaló que hizo entrega de sus notas a un amigo suyo, Daniel Richman, un profesor de la Escuela de Derecho de Columbia (EE.UU.), al cual le pidió que compartiera esa información con los medios.

"Me gustaría invitar al presidente a testificar ante el Senado", dijo Schumer en una entrevista con CBS News.

Por su parte, el líder de la minoría demócrata en el Senado, Chuck Schumer, invitó este domingo a Trump a testificar en la Cámara sobre sus declaraciones acerca de que el exdirector del FBI mintió bajo juramento en su testimonio sobre la supuesta trama rusa.

Schumer cree que Trump debería testificar sobre las razones que le llevaron a despedir a Comey a principios de mayo y sobre la supuesta existencia de cintas sobre sus conversaciones con el ex director del FBI.


"Por supuesto tendríamos que consultarlo con el fiscal [especial para la investigación sobre la injerencia rusa en las elecciones, Robert] Mueller antes de hacerlo", añadió.

"Hay dos manera de aclarar esas dudas. Si hay cintas, por favor - y la Presidencia de burló de esto - entregue esas grabaciones", exigió. "No más juegos", agregó.

"Estaría bien con la emisión de un citatorio (...) Pero lo más probable es que viniera de la oficina del abogado especial (de la Casa Blanca)", declaró la senadora republicana, Susan Collins, quien dijo que no dudaría en respaldar una petición legal a la Casa Blanca para que Trump entregara cualquier grabación sobre el caso.

En el mismo programa, el senador republicano Lindsey Graham consideró que es "inapropiado" para el presidente testificar públicamente y que terminaría siendo "un circo".